HPE GreenLake: Las ventajas de la Nube On-premise

Hasta hace no muchos años, las empresas solo tenían tres opciones para ejecutar softwares de Tecnologías de la Información (TI): en las instalaciones, en la nube pública o en las nubes híbridas. Y si bien, gozaron de una trayectoria de crecimiento constante durante casi dos décadas, ya a principios del año 2022 han empezado a quedarse ligeramente desfasadas. Sus ventajas ya no son suficientes, y es ahí donde entró HPE GreenLake para implementar sus servicios en un mercado cada vez más necesitado de nuevas tecnologías.

¿Qué es HPE GreenLake?

GreenLake es la nueva unidad de negocio de HPE que combina la nube, la informática local y el Internet para ofrecer una única arquitectura para todas las necesidades de TI de los clientes. ¿Con qué fin? Para reunir la potencia de la familia de productos de sus softwares con la experiencia en almacenamiento, servidores, redes y servicios empresariales en una red abierta; ofreciendo así opciones de planificación y capacidad bajo demanda, la agilidad y el ahorro de la nube pública y la seguridad y el rendimiento de los recursos de TI locales.

En la actualidad, descubrimos que las preocupaciones sobre el cumplimiento, soberanía de datos e incluso la latencia obligan a los clientes a mantener sus datos más cerca de casa. Cada vez más son más los clientes que eligen activamente un enfoque público y privado para administrar las cargas de trabajo. El problema con este enfoque es que los entornos de nube privada y local son complejos y costosos de administrar. Pero con HPE GreenLake eso ya dejó de ser un inconveniente, siendo la razón que lo convirtió en un verdadero competidor de la nube.

Un crecimiento acelerado

No mentimos cuando afirmamos que GreenLake registró un crecimiento descomunal desde su puesta en el mercado de TI. En el 2020, mientras muchos otros rubros sufrían los estragos de la pandemia del coronavirus, HPE tuvo un 86% de aumento récord en el trimestre financiero que terminó el 31 de julio. En comparación, otros como Microsoft Azure aumentaron un 47% y Google Cloud junto a Amazon Web Services solo el 43% y el 29%, respectivamente.

Las claves de su éxito no son difíciles de deducir, puesto que se trata de una solución que permite a las empresas de todos los mercados sacar el máximo partido a HPE GreenLake en aspectos como flexibilidad, control y menor coste total de propiedad. Es decir, que permite medir el uso realizado (gigabytes de almacenamiento, horas de uso de procesador o megabytes de tráfico de red) para que el cliente solo pague por lo que consume. Además, maneja softwares intuitivos y permite implementar servicios rápidamente, obtener información sobre costes y cumplimiento y simplificar la gestión en todo tu estado.

“La nube no es un destino, es una experiencia (…) El 70% de las aplicaciones y los datos todavía se encuentran en las instalaciones, y cada vez más aplicaciones y datos se están moviendo hacia el borde. Los clientes quieren un verdadero modelo impulsado por el consumo desde el borde hasta la nube 1″, comentó Antonio Neri, CEO de HPE, ante las cifras positivas de su herramienta. Del mismo modo, acotó que su crecimiento se dio cuando los clientes midieron a GreenLake con la nube pública. “Se dan cuenta que es más barato mantener las cargas de trabajo y lo que es más importante, los datos en las instalaciones (…) Es un beneficio de costo y experiencia», concretó.

Data comprobable

La firma de analistas independientes Forrester validó estas ventajas de HPE GreenLake en su informe reciente «The Total Economic Impact». Los investigadores confirmaron así que, ciertamente, la herramienta fomenta una reducción considerable en lo que antes conocíamos como TI. Su implementación, por ejemplo, permite un ahorro de Capex de entre 30% a 40%; a su vez las tarifas externas en 60% y los recursos de Tecnología de la Información hasta un 40%.

¿Cómo ayuda a las empresas ante los desafíos actuales?

El grupo empresarial afronta dos desafíos actuales. El primero es el reto de garantizar que los costes de las tecnologías de la información se mantengan a un nivel razonable, mientras que el segundo es la tensión entre preservar la agilidad corporativa y controlar los gastos en TI. Estas grandes tendencias están influidas por varios problemas operativos para los que GreenLake fue creado:

  • Falta de agilidad empresarial. La tecnología heredada ralentiza una organización y le impide aprovechar las oportunidades oportunas. La epidemia actual lo ha puesto de manifiesto, ya que muchas empresas se han visto obligadas a digitalizar sus productos y modificar sus métodos de trabajo para seguir siendo competitivas. GreenLake brinda a acceso a los recursos más actualizados que permiten a los desarrolladores mejorar el tiempo de comercialización de aplicaciones, servicios y proyectos.
  • Presión presupuestaria y aumento de costos. Alrededor del 60% de las empresas estiman incorrectamente sus necesidades informáticas, lo que genera un aprovisionamiento excesivo. La nube ha eliminado las barreras de la implementación y adopción de software, impulsando un enorme crecimiento del gasto en TI. Esto crea una preocupante falta de visibilidad para los equipos que ya no pueden decir a qué servicios en la nube se suscribe su empresa.
  • Tiempo de inactividad no planificado. La infraestructura obsoleta se vuelve más fragmentada y frágil, lo que lleva a una pérdida de productividad, además del costo adicional de mantenimiento y servicios profesionales externos. HPE GreenLake ofrece un universo más optimizado y robusto que se administra de forma remota. Un tablero centralizado ayuda a mejorar la transparencia y el monitoreo, lo que conduce a menos interrupciones, menor pérdida de productividad y menores costos (alrededor del 60%).
  • Actualizaciones de tecnología. Las organizaciones sienten la presión de aprovechar las últimas soluciones de hardware y software, pero no desean reemplazar el hardware continuamente ni incurrir en grandes gastos de capital. Necesitan mejores niveles de rendimiento para satisfacer la demanda del mercado, así como las expectativas del personal y los clientes.
  • Complejidad y aprovisionamiento. El proceso de aprovisionamiento de TI puede llevar meses o, en el caso de una revisión importante, años. Estos retrasos impiden que el liderazgo aborde iniciativas comerciales más estratégicas. Con GreenLake, tiene acceso al hardware más reciente, además de herramientas de software, preconfiguradas para adaptarse a su negocio.

Si tu empresa está creciendo y necesitas provisionar capacidades a tu centro de datos, sin demoras y sin distraer recursos económicos, Green Lake es la solución. Contáctanos y te asesoraremos sin compromiso.